viernes, 14 de junio de 2013

Emilio Izaguirre A FIFA.COM: "A partir de ahorita, cada encuentro será una final"

Redacción GOLAZO / Tegucigalpa, Honduras 
Por: Alex Nahun / Tomado de FIFA.COM  
@DiarioGolazo 

"A partir de ahorita, cada encuentro será una final", recalca Emilio Izaguirre, que no ve más remedio que salir a por todas. Tras su participación en la Copa Mundial de la FIFA Sudáfrica 2010, Honduras sabe que el camino que conduce hasta Brasil es largo y tortuoso.

Si bien la victoria por 2-0 sobre Jamaica el pasado 11 de junio ha permitido a los Catrachos ocupar la cuarta plaza del grupo y mantenerse dentro del pelotón de cabeza, el lateral zurdo es plenamente consciente de que el margen de error será mínimo de aquí en adelante.

"Nuestro recorrido hasta la fecha no ha sido el ideal, pero sabemos lo que tenemos que hacer para corregir el rumbo", asegura ante el micrófono de FIFA.com el defensa del Celtic de Glasgow.

"Ya no hay cuentas que valgan. Nos quedan cinco partidos y nos hará falta sumar todos los puntos posibles. Nuestros adversarios harán todo lo que puedan para vencernos, de modo que nosotros tenemos que dar el 110% en cada encuentro".

Su próximo choque será contra Estados Unidos. En ese combate el zaguero Hondureño desea aportar toda su experiencia a beneficio de su selección, que viajará al campo del actual líder del grupo con un único objetivo: el triunfo.

Izaguirre debutó profesionalmente en su país natal en 2004, con los colores del Motagua. Con la camiseta de esa venerable institución del fútbol hondureño, nuestro interlocutor conquistó el título de campeón de Honduras en 2007, el mismo año en que recibió su primera convocatoria al combinado nacional.

Actuando por la banda izquierda como defensa o centrocampista, Izaguirre aprovechó su oportunidad y encadenó excelentes desempeños, hasta imponerse como uno de los miembros esenciales de la selección que se clasificó para la cita mundialista de 2010.

Un verano redondo: "Disputar el Mundial es el sueño de todo futbolista", reconoce el Hondureño, que tomó parte asimismo en la Copa Mundial Sub-20 de la FIFA Países Bajos 2005 antes de comparecer en la prueba reina absoluta en Sudáfrica. "Pese a nuestra eliminación en la primera ronda, hicimos un buen papel y pudimos acumular experiencia".

Protagonista magistral de dos partidos en el curso de la competición, Izaguirre llamó la atención del Celtic de Glasgow, que lo reclutó un mes más tarde. "2010 fue muy rico en emociones. En el espacio de unas semanas, jugué el Mundial y fiché por uno de los mejores clubes de Europa. No podía pedir más".

Después de aterrizar en Escocia de puntillas, Izaguirre no tardó en causar sensación. Muy pronto se hizo con la titularidad del lateral izquierdo y ofreció un nivel de juego excepcional semana tras semana, lo que le valió ser elegido mejor jugador del campeonato en su primera temporada en casa de los Hoops

"Todo sucedió muy deprisa. Firmé el contrato, jugué mis primeros partidos y enseguida fui titular", nos cuenta el susodicho a sus 27 años. "He trabajado duro para llegar hasta aquí.

Ahora tengo la oportunidad de jugar en un club mítico y de descubrir, por ejemplo, la Liga de Campeones. Esta temporada he podido pisar el césped del Camp Nou y enfrentarme al FC Barcelona, de lo que guardo un recuerdo maravilloso", agrega Izaguirre, que ahora fantasea además con intervenir en su segunda Copa Mundial de la FIFA consecutiva.

En la zona de la CONCACAF, donde todos los equipos aún tienen opciones de clasificarse, Honduras dispone de cinco asaltos para sacar las castañas del fuego y reservar su billete a Brasil. "La competencia es muy fuerte y todos los equipos sueñan con ir al Mundial.

Pero nosotros sabemos que tenemos el potencial de conseguir el pasaje", estima el defensa a falta de unos días para el crucial cara a cara contra Estados Unidos.

"Hasta el momento no nos han salido bien las cosas fuera, pero pondremos todo de nuestra parte para arrancar puntos en casa del líder y mantenernos en la carrera", anuncia el zaguero con 45 internacionalidades a sus espaldas. 

"Sería fantástico clasificarnos para el Mundial, tanto más siendo en Brasil, el país del fútbol".